Cómo mejorar la comprensión de los textos de tu negocio para conseguir más pacientes

¿Qué sucede cuando en tu web sanitaria se habla de procedimientos muy especializados con un vocabulario poco amable y muy técnico?

¿Qué pasa cuando los textos que tratan sobre tu producto son espesos, con poco foco y enredados?

Sucede lo siguiente:

Que el cerebro se queda atascado en las primeras frases, en bucle, tratando de entender. A continuación, más bien pronto, el cerebro se desconecta porque se aburre y porque no quiere realizar más esfuerzo.

Y al final el resultado es: adiós paciente comprador.

Por tanto, me gustaría transmitirte que está en tu mano, elaborar unos textos amigables, fáciles de leer y, sobre todo, que sean comprendidos.

El cerebro que no comprende no compra.

Y te voy a dar 3 claves para conseguir redactar unos textos promocionales y comerciales que sean comprendidos.

 

¿Tienes alguna estrategia más que utilices para hacer que tus textos sean comprendidos?

Me encantará leerte en comentarios :)

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *